Elegir Radio
Radio
Radio Columbia Costa Rica

Portada » Los cinco grandes retos de la Policía de Migración en este 2023

Los cinco grandes retos de la Policía de Migración en este 2023

by Alejandro Arley

Con una cantidad de oficiales limitada, debe atender desde el ingreso diario de turistas al país, hasta casos de criminalidad organizada y presencia de pandilleros.

En entrevista con Noticias Columbia, el director de la Policía Profesional de Migración (PPM), Enrique Arguedas, se refirió a las acciones operativas que dejó el 2022 y los retos que trae el año 2023 que recién empieza.

La PPM tiene actualmente 517 oficiales que realizan trabajos de diversa índole. Arguedas espera que el número pueda crecer pues actualmente se queda corto para atender todas las tareas y la vigilancia en zonas fronterizas.

Escuche aquí la entrevista completa:

1. Trata y tráfico de migrantes

Uno de los retos de la Policía es seguir atacando las organizaciones locales y trasnacionales que se dedican a lucrar con personas migrantes y someterlas a regímenes abusivos.

El tráfico es el mecanismo mediante el cual se le presta “colaboración” o se dan servicios a personas para que puedan migrar de manera irregular. Los llamados “coyotes”, cobran dinero para hacer que los extranjeros ingresen a territorio nacional sin pasar por los filtros o puntos de control.

En el caso de los que siguen con rumbo a Norteamérica, les prestan sitios para ocultarse y buscan la forma de sacarlos del país también de forma irregular.  

El problema es que en muchas ocasiones, estas personas son despojadas de su dinero o pertenencias y abandonadas a su suerte. También deben estar en lugares insalubres y se exponen a muchos peligros al usar zonas inseguras de traslado.

La trata de personas ocurre cuando se da la movilización de personas que luego son retenidas, en contra de su voluntad, con fines de explotación sexual o laboral, por ejemplo.

Generalmente les quitan sus pasaportes y las aíslan en condiciones lamentables. En el caso de la trata, se estima que entre el 60% y 70% las víctimas son mujeres.

En el 2022, la PPM desarrolló 58 investigaciones de diversa índole. De ese total, 26 fueron nacionales, por el delito de tráfico y cuatro nacionales por el delito de trata.

2. Presencia de pandilleros o miembros de maras

El año pasado, la PPM deportó a 23 personas por vínculos con grupos violentos y delictivos de otros países. Es el caso de pandillas o maras como las que afectaron a El Salvador.

La posibilidad de que sigan llegando personas de este perfil hace que la PPM deba mantenerse en alerta permanente.

Enrique Arguedas, director de la PPM.

 “Se ha ido notando un aumento en la presencia de estas personas en el territorio. Desafortunadamente, al estar tan cerca de las bases de operaciones de estas pandillas en Centroamérica y las facilidades que hay en el transporte terrestre en el continente, ellos, de una u otra forma, se han visto presionados por las medidas que se han tomado en sus países de origen o muchos de ellos también porque han querido salir de la organización criminal, buscan territorio costarricense y aquí hemos logrado identificarlos”, dijo Arguedas.

3. Migrantes de paso

El 2022 se caracterizó por las masivas oleadas de migrantes de varios países que buscaban el llamado “sueño americano”, es decir, llegar a Estados Unidos en procura de tener los ingresos y seguridad que no encuentran en sus lugares de origen.

Costa Rica recibió una gran cantidad de venezolanos que cruzaron la selva del Darién, entre Colombia y Panamá, para seguir su recorrido a Norteamérica.

La búsqueda de su meta les obligaba a instalarse temporalmente en el país para descansar un poco y recaudar dinero. Por eso fue posible verlos en distintos sitios solicitando ayuda o vendiendo cosas.

Inicialmente se quedaban 48 horas o máximo seis días. Sin embargo, con las restricciones de ingreso que fijó el Gobierno de Estados Unidos, muchos de los venezolanos vieron frustradas sus aspiraciones y comenzaron a tener estancias prolongadas en el país.  

Algunos no quería regresar a Suramérica y exploraron la posibilidad de conseguir trabajo en Costa Rica y tramitar una estancia de forma regular.

El director de la PPM, Enrique Arguedas, expresó que, actualmente, la cantidad de personas se ha reducido considerablemente.

Las que llegan, son transportadas en buses que pasan por la vía Costanera hasta la zona fronteriza con Nicaragua como el puesto de Tablillas en Los Chiles.

“Sabemos cuántos se suben el bus en (Paso) Canoas y cuántos salen por el sector de Tablillas. Hay un monitoreo sobre la ruta. Por eso posiblemente, ya no se vea mucha persona en las esquinas con rotulitos”, indicó.

El reto que se avecina es que en el futuro no se descartan nuevas oleadas migratorias que deberán ser atendidas por el país.

4. Agilizar el ingreso de personas

Arguedas afirmo que, por una instrucción Presidencial se ha fortalecido la atención y agilización en los pasos fronterizos “para que personas de bien, que van ingresando a Costa Rica o saliendo, puedan tener una tramitología agradable y no pasar horas y horas en filas tediosas.

La intención es evitar que los visitantes o nacionales no se lleven una mala imagen del país por complicaciones en sus recorridos.

5. Aumentar la cantidad de policías

Los cuerpos policiales del país lidian con las limitaciones presupuestarias para crecer en su principal músculo: la planilla de oficiales.

Arguedas reconoce que la cantidad se queda corta para la multiplicidad de frentes que deben cubrir. Las zonas fronterizas, por ejemplo, son inmensas extensiones de terreno que tienen gran cantidad de pasos que no son vigilados.  

Sobre el número de funcionarios, el jefe policial expresa que “no es el suficiente como para poder hacerle frente al 100 por ciento a todos los fenómenos que se presentan en torno a la actividad migratoria”.

La expectativa del director de la PPM es obtener más plazas para que algunas se destinen a personal de investigación que permita combatir el crimen organizado.

Related Posts

Leave a Comment

@2022 – Todos los Derechos Reservados. Diseñado y Desarrollado por Wolksoftware